Skip to content

EL DILUVIO DE DEUCALIÓN

by en junio 12, 2013

El diluvio fue provocado por Zeus contra los hijos de Licaón. Zeus, en lo alto del monte Olimpo según dicen este fue el primero que civilizó Arcadia e instituyó el culto de Zeus Lício, pero cabreó a Zeus al sacrificarle un niño. De castigo fue convertido en lobo y su casa destruida. Al principio pensó en abrasarla bajo el fuego pero algún dios del Olimpo debio disuadirlo avisándole de que las llamas podrían llegar al Olimpo. Las noticias de los crímenes cometidos por los veintidós o cincuenta (cada uno decía una cifra) hijos de Licaón, llegó al Olimpo y Zeus fue disfrazado de viajero pobre a visitarlos. Ellos, le sirvieron una copa de menudos en la que habían mezclado las entrañas de su hermano Níctimo con las de otros animales como cabras y ovejas. Zeus que no es fácil de engañar, y se dio cuenta de lo que contenía la copa que le habían servido, derribó la mesa en la que le habían servido el repugnante banquete y convirtió a todos ellos en lobos, excepto a Níctimo (hijo de Licaón asesinado por sus propios hermanos), que le devolvió la vida.

Zeus regresó al Olimpo disgustado y por ello desencadenó un gran diluvio sobre la tierra, con el fin de hacer desaparecer toda la raza humana; pero el rey de Ftía, Deucalión, advirtió a su padre del diluvio y este le aconsejo que construyera un arca; la abasteciera y se instalase en ella con su esposa Pirra, hija de Epimeteo. Sopló el viento, comenzó a llover y el agua comenzó a arrasar todas las ciudades de la costa y la llanura, hasta que quedó inundado el mundo entero excepto unas pocas cimas de montañas, y todos los mortales parecían haber muerto, excepto Deucalión y Pirra. Con el arca que construyeron flotaron a la deriva durante nueve días y nueve noches hasta que al fin bajaron las aguas y fue a posarse en la cima de un monte de Tesalia. Se dice que a Deucalión le llegó la confirmación del fin del diluvio gracias a una paloma que había enviado a explorar los acontecimientos. Una vez desembarcaron a salvo, ofrecieron un sacrificio al Padre Zeus, y fueron a orar al Templo de Temis para suplicar que la humanidad fuese renovada.

Zeus, que oía sus voces desde lejos, envió a Hermes para hacer cumplir el deseo que pidiesen. Algunas versiones dicen que Temis se presentó personalmente y dijo: “Cubríos la cabeza y arrojad hacia atrás los huesos de vuestra madre” otras versiones dicen que fue mismamente Zeus quien aconsejó a los esposos que arrojaran “los huesos de su madre” detrás de ellos; el caso es que como Deucalión y Pirra tenían madres diferentes, ambas ya difuntas, decidieron que el críptico mensaje se refería a la madre Tierra, cuyos huesos eran las rocas. Se agacharon con las cabezas cubiertas, levantaron las rocas y las arrojaron hacia detrás por encima del hombro; las rocas se convirtieron en hombres y mujeres. Así mismo se renovó la humanidad, las piedras lanzadas por Deucalión se convirtieron en hombres y las piedras lanzadas por Pirra en mujeres.

inundación

Figura 1. Representación de la barca sufriendo las consecuencias del diluvio.

Sin embargo, se dice que también hubo otros sobrevivientes del diluvio a parte de Deucalión y Pirra; tal es como Megaro, hijo de Zeus, que cuando comenzó el diluvio se refugió en la cima del monte Gerania, y también sobrevivió Cerambo, que llegó hasta la cima del Parnaso. Los habitantes del Parnaso fueron advertidos del diluvio por unos aullidos de lobos, los habitantes también llegaron a la cima y fundaron una ciudad llamada Licorea, Ciudad de lobos.

Deucalión, fue uno de los hijos de Prometeo, reinó en unas cuantas regiones cercanas a Ftía. Se casó con Pirra, hija de Epímeteo y Pandora con la que tuvo varios hijos: Helén, Oresteo, Protogenia y Anfictión.

Cuando Zeus decidió finalizar la edad de bronce con el diluvio del que ya hemos hablado anteriormente, Deucalión, construyó un arca para salvar su vida y la de su esposa Pirra. Deucalión tuvo una experiencia y una historia bastante similar a la de el arca de Noe.
Pero, existen grandes diferencias entre el mito griego de Deucalión y el diluvio del arca de Noe que aparece en la Bíblia. Existe cierta evidencia de que el diluvio bíblico religioso tuvo lugar próximo al 2500 a.C. A diferencia del mito griego (El diluvio de Deucalión) Noe y su familia siguieron con vida junto a otros animales para volver a formar el planeta. En cambio, los dos mitos tanto el bíblico como el griego describe que el mundo fue destruido para culpar a la humanidad de cada uno de sus pecados, y que los humanos fueron salvados como resultados de unos pocos individuos que llevaban vidas más rectas.

E aquí las frases dichas por dios en el relato bíblico de ‘El arca de Noe’ y por Zeus en el relato griego de ‘El diluvio de Deucalión’:

“… dentro de siete días haré que llueva durante cuarenta días y cuarenta noches. ¡Voy a borrar de la tierra todo lo que vive! (palabra de Dios, La Biblia, Génesis, Capítulo III, versículo IV)
“… desde ahora no me considero compatible con la raza humana. Juro, por la laguna Estigia y por los demás ríos infernales, mutilar la parte corrompida para reservar la parte sana” (palabra de Zeus, Las Metamorfosis, Ovidio, Libro I, Capítulo II)

diluvio ciudadanos

Figura 2. Representación del diluvio y sus ciudadanos.

El Diluvio universal en diferentes tradiciones:

El diluvio de Deucalión tiene muchas similitudes respecto a otros diluvios de distintas tradiciones.

El diluvio universal en la tradición Mesopotámica:

Bastantes autores opinan que la versión del diluvio recogida en el Génesis, como la leyenda griega, se basa en los textos de la literatura Mesopotámica. La leyenda de la cultura Mesopotámica relatan lo siguiente:
Los dioses de Mesopotamia toman la decisión de deshacerse de la humanidad a causa de sus muchos errores. Ea que está enterado del diluvio avisa a Uta-na-pistim para que construya un barco. El barco tendrá que ser llenado de animales y semillas. El día del diluvio todos los seres humanos excepto Uta-na-pistim y sus acompañantes mueren. Uta-na-pistim vió que las aguas bajaban y soltaron un ave ( una paloma, un cuervo o una golondrina; no se sabe cierto). Uta-na-pistim le hace una ofrenda a los dioses y estos quedan complacidos por el sacrificio.
El diluvio universal en la tradición Judeo-Cristiana:

La historia del Arca de Noé, según el libro del Génesis, empieza con que Yahvé después de observar el mal comportamiento del hombre en la tierra, le pesó haberlo creado. Por esto decidió inundar la tierra y acabar con todo tipo de ser viviente. Pero, encontró a un buen hombre, Noé “un hombre justo y cabal entre la gente de su tiempo”, y tomó la decisión de que era a él a quien le corresponderia mantener la compostura de los hombres. Yahvé advirtió a Noé de que fabricara un arca, y que llevara con él a su esposa, a sus hijos Sem, Cam y Jafet, y las esposas de éstos. A parte, tenía que llevar todo tipo de animales, delos puros debía tomar siete parejas y de los impuros una pareja, y también le dijo que tomara y almacenara alimentos para poder alimentar a todos los tripulantes de el arca tanto animales como seres humanos. Noé acabó de construir el arca y todos los tripulantes tanto animales como sus hijos y esposa navegaron “aquel día fueron rotas todas las fuentes, y las cataratas del cielo se abrieron, y hubo lluvia sobre la tierra cuarenta dás y cuarenta noches”. Todas las criaturas de la tierra murieron, Noé fue el salvador de la humanidad por que los que estaban con él en el arca fueron los unicos supervivientes del diluvio. El arac se aposento en la cima de una montaña y las aguas disminuyeron. Noé envió a un cuervo que “salió, y estuvo yendo y volviendo hasta que las aguas se secaron sobre la tierra”. Noé envió una paloma que volvió con una hoja de olivo en su pico entonces Noé ya supo que las aguas habian bajado. Noé espero siete días más y volvió a enviar a la paloma, pero esta no regresó. Entonces todos los tripulantes del arca salieron de esta, y Noé le ofreció un sacrificio a Yahvé y el mismo decidió que nunca más volvería a maldecir la tierra. Para recordar esta promesa Yahvé creo el arco iris, lo puso en las nubes y dijo “Y sucederá que cuando haga venir nubes sobre la tierra, se dejará ver entonces mi arco en las nubes, y lo veré y me acordaré del pacto perpetuo entre Dios y todo ser viviente, de todo tipo sobre la tierra”
barca zarpando

Figura 3. Representa la barca zarpando con el diluvio desbordado.

Bibliografía:
Graves, R. (1999). Dioses y héroes de la antigua Grecia. Madrid: Unidad Editorial.

http://blogs.infobae.com/grecia-aplicada/2013/02/23/diluvio-universal-el-arca-de-noe-o-de-deucalion/
http://blogs.infobae.com/grecia-aplicada/2013/02/23/diluvio-universal-el-arca-de-noe-o-de-deucalion/
http://aquileana.wordpress.com/2008/01/28/el-diluvio-universal-en-las-tradiciones-mesopotamica-griega-judeo-cristiana-e-hindu/

Anuncios

From → Uncategorized

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: